lunes, diciembre 26, 2005

Diario de una pasion Parte 9

A lo largo de estos últimos días, he descubierto muchas cosas nuevas en mi existir, he abierto un poco mas los ojos al mundo que me rodea, he entendido muchas mas cosas, ahora ya nada me parece raro, ahora he tomado las cosas mas a la ligera, es notorio que serán muy pocas las cosas a las que tengo confianza y de las cuales me aferro, es importante ahora, pensar en mi futuro, quizás dejar al lado un poco al amor, a llenar vacíos emocionales que deja el sentirse amado, abrazado, el hacer el amor con ella, debo tomar mi sentido de responsabilidad en el nivel mas alto, mas que nunca, ahora debo derrotar la soledad, pese a que me lleva ventaja, aun no me ha derrotado, por que aquí estoy, listo y dispuesto a ganar la próxima batalla, aun no he jugado todas mis cartas, lo que algún día soñé, lo voy a cristalizar, aunque quizás me adelante, el 2006 va a ser mi año, por que debe serlo, por que va a serlo, por que tiene que serlo.

La vida, tal y como esta ahora para mi, ¿Pinta que tenga algún futuro? Quizás si, es incierto, mi vocación es aun no demasiado clara pero se lo que me gusta y voy a luchar por lograrlo, se a quien quiero, se lo que necesito, pero...¿Todo esto es lo adecuado? ¿En verdad se lo quiero, se a quien quiero y se que necesito? Es decir, ¿Las personas siempre tienen la sabiduría necesaria para discernir lo que es mejor para nosotros mismos?

No seria la primera vez que alguien sabe lo que quiere, pero fracasa miserablemente, y debe rectificar en sus decisiones. ¿Será este mi caso? ¿Estaré equivocado en mis decisiones? ¿En todo? ¿En alguna cosa solamente? ¿Tendré que, en algún futuro, mirar para atrás y volver a tomar otra decisión?

Al demonio todo eso. Yo se que decisiones he tomado y se que han sido, sino las correctas, las que mas se adaptaban a lo que necesitaba en ese momento, si tengo que rectificar, espero Dios me de la sabiduría para retractarme, pero confío en que las cartas que eche sobre la mesa hayan sido las correctas. Y sino lo son, luchare para que lo sean.

Al pasar del tiempo, cada vez se van descubriendo nuevas cosas, que, pese a que siempre han estado allí, uno no es capaz de verlas, son cosas que pasan frente a tus ojos, que las ves pero no las miras, que las tocas pero no las sientes, son cosas que se te van mostrando solas al paso del tiempo, cosas que no puedes apurar y se te presentan siempre en el momento mas oportuno. Este pensamiento es de alguien que definitivamente cree en el destino, se que hay cosas que estaban predeterminadas para ti, que hay cosas que puedes cambiar y otras que no, pero siempre tienen que suceder.

Quizás suene un poco deprimente y conformista pensar que cada uno no puede regir sobre su propio destino, pero creo que eso no es del todo cierto, cada persona es capaz de crear su propio futuro de la manera en que quiera, pero sin salirse de sus parámetros, hay cosas que jamás puede cambiar, por que viene escrito en el destino de su existir, y es así. Esa es mi manera de pensar, y me baso en situaciones netamente personales para afirmar esto, ya que es mas que una simple creencia, una convicción personal.

La vida se llena de pequeños detalles, de a poco se conforma una sonrisa, con cosas que, casi siempre uno busca, y depende de ese destino si se dan o no, Una canción, un beso, cualquiera de estas cosas en algún momento nos pueden llenar el corazón, y es por ese destino, que radica en lo que nos conforma el espíritu, en nuestra alma, en el fondo de nuestras ganas.

No hay comentarios.: