martes, febrero 13, 2007

LA MARIHUANA Y VULNERABILIDAD A LA PSICOSIS:

La Cannabis sativa o marihuana es comúnmente empleada en los Estados Unidos como droga de recreación. Ochenta y tres millones de americanos la han usado por lo menos una vez. La mayor parte del público percibe esta droga como benigna con poderes de adicción mínimos. Verdoux y colaboradores de la Universidad Victor Segalen, de Burdeos, Francia, corroboraron en un estudio en setenta y nueve individuos lo que sospechaban algunos. Aquellos individuos con mayor vulnerabilidad o evidencia de signos sicóticos en la entrevista clínica, tales como pensamientos delusionales o de influencia foránea del pensamiento (posesión psíquica) describieron mayor numero de experiencias inesperadas o poco usuales al fumar marihuana.


La vulnerabilidad a la psicosis se mide por los siguientes parámetros: 1. Hostilidad percibida o "micro paranoia") 2. Impresiones extrañas (¿está el horizonte tornándose oblicuo?) 3. Percepciones raras (¿vi a un ratón en el techo de un automóvil que pasó frente a mí? o, ¿es el sol de color azuloso?) 4. Influencia del pensamiento (mi poder mental hizo caer de su bicicleta a mi vecino). Estos elementos preclínicos se acentúan en los sujetos vulnerables con el uso de marihuana. El significado social de estos hallazgos es obvio. Individuos vulnerables que usan Cannabis, sobretodo en los años cruciales de la adolescencia cuando se va moldeando en cerebro del adulto, están a riesgo de desarrollar esquizofrenia. ¿Cuál es la psicobiología de este proceso?: Los esquizofrénicos exhiben un exceso de receptores cannabinoides en la corteza prefrontal, lo que indica que pueden ser "alérgicos" o hipersensibles a la C. sativa, o a las substancias cannabinoides endógenas del cerebro.

La marihuana al igual, modifica la transmisión dopaminérgica cerebral involucrada en la patogénesis de las psicosis. De interés adicional es el hecho que los sujetos pre-sicóticos vulnerables al efecto de la marihuana (esquizotáxicos) reportan menos efectos placenteros al usar la droga (éxtasis, energía trascendente, paz extrema, sociabilidad, jocosidad pueril) que los sujetos normales. Esto ultimo niega la teoría de la automedicación con Cannabis en esquizofrenia.

Por otro lado, es posible también que quien tiene la personalidad esquizotípica prefiere fumar solo ("tacosolero" en vez de "copisolero") sin poder tomar ventaja del refuerzo social que engendra el experimentar drogas psicoto-miméticas en grupo, incluyendo al alcohol, lo cual es generalmente más placentero y genera menos culpabilidad. ¿Cuál es otro índice de vulnerabilidad?

El grupo de Caspi del Instituto de Psiquiatría del King's College en Londres encontraron que los sujetos vulnerables poseen un polimorfismo funcional del gene metil-transferasa de la catecolamina o COMT, quienes llevan el alelo valina 158, mientras que aquellos que llevan dos copias del alelo de metionina están protegidos contra descompensación.

No hay comentarios.: