sábado, mayo 27, 2006

La masacre con sierra electrica en Texas: La historia de Thomas Hewitt basada en hechos reales de la vida de Edward Gein

El personaje de "cara de piel" (Leatherface en inglés) está basado en un persona tristemente célebre de la historia de nuestros vecinos del norte: Edward Theodore Gein, una persona con una psique demasiado retorcida y enferma que a veces se pudiera pensar que NO es real lo que hizo este pequeño individuo.

Los crímenes de Gein inspiraron a varios personajes: Hitchcock sentó las bases de su famoso "Psicosis", al igual que Leatherface (La masacre de Texas), Jason Vorhees (en Viernes Trece), Bufalo Bill (del Silencio de los Inocentes), y un largo y espeluznante etcétera.

Era un tipo retraído, de carácter nervioso y complicado. Sus actitudes eran de una persona transtornada y un poco "excéntrica". No tenía un oficio ni profesión, más bien se mantenía haciendo trabajos pequeños para cualqueir persona. Desde pintar una pared hasta destapar la cañería de sus clientes . La gente lo consideraba un "buen hombre": trabajador, cumplidor y muy confiable, aunque algo perturbado.

A nadie se les hacía raro eso último puesto que desde siempre había vivido con su madre, una fanática religiosa, estricta y dominante, lo que le impidió a Edward mantener contacto con otra gente, sean niños cuando él lo era, hasta gente adulta cuando piso su madurez biológica y cronológica.

No se sabe en qué momento Gein rompió con la cordura, aunque a juicio de un servidor creo que fue durante su niñez, aproximadamente dentro del quinto y séptimo año de vida, que es, regularmente, la época en que estas personas se "definen" (mucho cuidado con tus hijos...).


Cuando la madre murió, Edward se volvió más retraído, más misterioso y más "extraño". Cuando murió, Gein aseguraba que su madre se mantuvo en contacto con él por más de un año, donde él tomó la decisión de convertirse a sí mismo en una mujer.Segun los psicoanalistas, su complejo de Edipo llegaba a niveles extraordinario al necesitar la dualidad "madre/hijo" dentro de sí mismo.

Se le capturó luego de matara a la dueña de la ferretera local Bernice Worden el 16 de noviembre de 1957 con su rifle calibre 22... luego de haber comprado un anticongelante. Lo que fué el motivo en que dieron con él, pues en los libros de contabilidad, él estaba anotado.


Cuando la policía le arrestó por la sospecha, inspeccionaron su casa y encontraron la carnicería humana en que había convertido el lugar. Lo primero que encontraron fue un cadáver colgado de un gancho como una res... sin cabeza y algo "cortada"... ¿Sabes? Él se lo comía.


Encontraron huesos, cuerpos, cabezas, muebles hechos de piel humana, cabello humano... En fin, toda una galería y amplia gama de fetiches hechos de restos humanos. Algunos cadáveres los tenía colgados encima de su cama... quizá le daba miedo la oscuridad o se aburría mucho y podía divertirse dándole vuelta a los cadáveres...

Edward Gein NO fue juzgado... ¿Motivo? Los médicos psiquiátricos no lo consideraron apto para ir a juicio, así que fué recluido a un centro psiquiátrico hasta los 68 años, cuando "recuperó la razón", luego se le juzgó y sólo se le culpó de dos asesinatos. Sí: Sólo dos. Pero no lo juzgaron, porque lo dictaminaron como loco y regreso a su cuartito acolchado. ¡Linda justicia tiene el mundo!


Se murió el 26 de julio de 1984 por insuficiencia cardiaca (traducción: de viejito), tranquilo, en su cama del hospital, donde se le consideraba un paciente "modelo". Se le enterró a un lado de su sacrosanta madre, en el cementerio de su queridísima Plainfield...

Todo un grato y lindo personaje de la humanidad: Voyerista, canibal, fetichista, travesti, necrofílico, etcétera... El Marqués de Sade lo hubiera adorado y comido a besos.


5 comentarios:

Anónimo dijo...

y el hijo grandote

Anónimo dijo...

vi la peli de la masacre de texas el comienzo... esta muyyy buena, la verdad que me encanto,, ahi estaba Thomas , del se habla en esta supuesta historia..

Anónimo dijo...

Q hijo

Anónimo dijo...

cual es la direccion?

deivi archibold dijo...

el no era ni caníbal, ni necrófilo... infórmate mejor